Actualidad - MALVINAS: ARGENTINA OFRECE AUMENTAR LA FRECUENCIA DE VUELOS AL ARCHIPIÉLAGO

03.03.2012 10:29

Diversos acontecimientos en torno a la cuestión Malvinas tuvieron lugar esta semana. De ellos nos interesa destacar uno.

 

El jueves pasado la presidente Cristina Kirchner pronunció el discurso de apertura del período de sesiones ordinarias del Congreso argentino. Durante el mismo anunció que ordenó al canciller Héctor Timerman que negocie con el Reino Unido el envío a Malvinas de tres vuelos semanales de Aerolíneas Argentinas. Agregó que también instruyó al presidente de Aerolíneas, Mariano Recalde, para que tome las medidas necesarias para poder cubrir esa frecuencia de vuelos. Los viajes se harían desde Buenos Aires y no por LAN, como hasta ahora, sino por medio de la línea argentina de bandera.

 

Según algunos analistas, el anuncio de Cristina Fernández de Kirchner cambia la postura que ella misma asumió cuando amenazó con suspender los vuelos de LAN que parten de Chile. Ayer en el Congreso el discurso fue otro. La presidente aclaró que "para demostrar que Argentina no quiere perjudicar a ninguna comunidad", intentará ampliar los vuelos a las Malvinas con naves de bandera nacional.

 

La interpretación británica, sin embargo, fue distinta. El Reino Unido salió a defender la ruta aérea entre Chile y las Islas Malvinas y señaló que cualquier cambio en los vuelos como el que propuso la presidente Cristina Kirchner debe ser considerado por los isleños.
 

Un vocero del Foreign Office británico afirmó que "el vuelo semanal desde Chile es una ruta bien establecida y es ampliamente valorado por los isleños, incluyendo a la comunidad chilena y otros".

"Sería muy decepcionante y completamente injustificable si la Argentina pone presión para que los vuelos sean suspendidos", agregó.


Sostuvo que "si Argentina quiere promover los vínculos aéreos entre el continente y las islas debería reconsiderar su prohibición de los vuelos charter sobre su espacio aéreo". Dicha prohibición surgió del ex presidente Néstor Kirchner.

Es difícil saber a ciencia cierta cómo se desarrollarán de ahora en más los hechos en torno al tema de los vuelos. Habrá que esperar la evolución de los acontecimientos. Aun cuando los autores de esta nota no miran con simpatía muchas de las decisiones y políticas de Cristina Fernández, hay que admitir que hasta ahora parece estar manejando la cuestión Malvinas con habilidad.