Blog

NUEVO INCIDENTE ECHA MÁS DUDAS SOBRE LOS DESTRUCTORES TYPE 45

20.09.2018 15:25
 
El destructor tipo 45 HMS Dragon de la Marina Real Británica zarpó anteayer, 18 de septiembre, con rumbo al Golfo Pérsico. Su partida se vió demorada unas siete horas y media por un incendio en un espacio de maquinaria. No logramos obtener información más específica que esa. Los Type 45 o Clase Daring son conocidos por sus múltiples problemas de propulsión; el historial de los mismos se está volviendo frondoso. Cabe preguntarse si el fuego a bordo estuvo relacionado de algún modo con ello. No hubo margen para intentar que el hecho pasara desapercibido, hubo que solucionarlo en puerto antes de zarpar.
 
Un informe de la Oficina Nacional de Auditoría del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte elaborado en los años 2008 y 2009 señala que "durante un ataque intensivo un destructor Tipo 45 sería capaz de seguir, 'enganchar' y destruir más blancos que los destructores Tipo 42 que permanecen en servicio operando juntos.". En ese momento los destructores Tipo 42 en servicio en la Royal Navy eran unos cinco. Durante la Guerra de Malvinas de 1982, Argentina había hundido dos, dejado fuera de combate uno y averiado a otro de estos destructores. Algunas décadas más tarde ese "más blancos que los restantes destructores Tipo 42 operando juntos" suena a tremendamente poco. En el interín hubo cambios tecnológicos impresionantes. Tampoco habían surgido aún los problemas de propulsión de los Clase Daring.
 
Volvamos al primer dato, el de las siete horas y media de demora en zarpar. El día seis de este mismo mes hubo un pequeño incendio a bordo de la fragata Type 23 HMS Portland. Habiendo acudido al lugar 24 bomberos el problema fue resuelto en unos 45 minutos. Es cierto, la Portland está siendo sometida a mantenimiento y el HMS Dragon estaba a punto de zarpar. Seguramente hubo que evaluar los daños. Ese hecho habla por si mismo.
 

EL SUBMARINO HMS TALENT SE ENCUENTRA PATRULLANDO AGUAS PRÓXIMAS A SIRIA

17.09.2018 07:21
 
Buques de guerra de la OTAN se están congregando en el Mediterráneo Oriental, cerca de Siria. Son naves de superficie y submarinos pertencientes en su mayoría a los Estados Unidos de Norteamérica pero también a Canadá, Holanda y Grecia. Entre los activos de la OTAN también se encuentra el submarino de ataque HMS Talent que está patrullando la zona. Aparentmente lleva a bordo un número reducido de Misiles Tomahawk; demasiados para una simple misión de patrulla y protección pero pocos para una ataque del que podría participar de manera acotada. Si bien no hemos podidio constatar las versiones que circulan sobre el reducido número de misiles Tomahawk que estaría portando el Talent, recordamos que Gran Bretaña tiene en su arsenal una cantidad relativamente escasa de los mismos por lo que las cifras que trascienden se hacen creíbles. El recientemente modernizado HMS Talent había atracado en Gibraltar el pasado 8 de septiembre. 
 
Por su parte Rusia también incrementó su presencia naval en la zona. La suma de estos hechos podría llevar a una nueva escalada de este complejo y sangriento conflicto que ya se cobró un tendal de vidas humanas. Los intereses en juego parece demasiados como para que las partes hablen seriamente de ponerle un fin.
 
Artículo relacionado:
 

EL SUBMARINO DE ATAQUE BRITÁNICO HMS TALENT RECALÓ EN GIBRALTAR

10.09.2018 11:23
 
El pasado sábado 8 de septiembre el submarino de ataque HMS Talent (S92) atracó en Gibraltar en medio de fuertes expresiones de rechazo por la presencia de este tipo de naves en la zona. Pocos días antes hizo lo propio el submarino estadounidense USS Newport News (SSN-750). En el pasado ambos submarinos fueron protagonistas de sendas colisiones. En el año 2015 el HMS Talent sufrió un accidente que afectó al menos a su torre de mando después de "golpear témpanos" mientras perseguía a una o más naves rusas. Si bien debería ser retirado de servicio en los próximos dos o tres años, recientemente fue reparado y sometido a una modernización (entre otros se lo dotó de un poderoso Sonar 2076 de Thales) por lo que algunos presumen que se pretende mantenerlo activo una década más. Según la información que manejamos es poco probable que así sea; el reactor de este submarino es de diseño frágil, no apto para el uso militar y ya es viejo.
 
Fuentes rusas afirman que el HMS Talent se encuentra rumbo al Mediterráneo en preparación de lo que las mismas consideran un probable nuevo ataque misilístico a Siria como el que fue llevado a cabo por Estados Unidos de Norteamérica, Gran Bretaña y Francia en abril del corriente año. El tiempo dirá. 
 
Por otra parte llama la atención la falta de información en los últimos meses sobre alguna actividad de los submarinos de ataque Clase Astute.
 
 

GRAN BRETAÑA PRETENDE DESARROLLAR SU PROPIO CAZA DE SEXTA GENERACIÓN: EL TEMPEST

31.07.2018 21:17

 

Gran Bretaña oficializó su intención de desarrollar su propio avión caza de sexta generación. Según pretenden los británicos el mismo deberá ser furtivo (¿la furtividad es relamente posible hoy en día?), podrá ser operado con o sin piloto, podrá controlar enjambres de drones, tendrá capacidad de conectarse con otros aviones y operar en colaboración con los mismos (¿no era ese uno de los "adelantos" del F-35?) y poseerá un armamento que hoy por hoy aún suena a ciencia ficción, al menos para los términos británicos: misiles hipersónicos, armas de energía dirigida y hasta inteligencia artificial. Esto último es francamente alarmante si se tiene en cuenta los riesgos que implica la inteligencia artificial y que los ingleses pretenden que estas aeronaves estén operativas tan pronto como en el 2035. El F-35 todavía tiene graves retrasos en el desarrollo del software y eso que no cuenta con IA. Suponemos que esta característica se pretende sumar en algún momento muy posterior a la entrada en servicio del Tempest. Aún así, para cualquiera que tiene una idea clara de los riesgos que esto conelleva, suena descabellado que una nave que deberá portar misiles hipersónicos cuente con esta característica. Nos tranquiliza saber que lo más probable es que falten décadas para que eso realmente suceda si es que alguna vez ocurre.
 
Más allá de los desafíos tecnológicos que implica lo arriba descripto, la situación financiera de la Defensa británica desaconseja embarcarse en semejante aventura. Nos hemos cansado de escribir sobre el tremendo rojo finaciero del mencionado sector pero el Reino Unido parece no escarmentar. Hay quienes sugieren que el proyecto del Tempest implicaría una reducción en el número de aparatos F-35 que adquirirían los británicos. El problema es que muy probablemente eso implicaría automáticamente un aumento en el precio de los mismos. Con un costo de desarrollo sideral, cada unidad que deje de producirse incrementará el precio de las que sí se producirán, al menos así lo entendemos nosotros. Aquí surge otra duda: ¿el Tempest y otros cazas de sexta generación que vienen siendo apurados en su desarrollo implican la admisión del fracaso del F-35? Probablemente ningún funcionario de Londres lo ponga en esos términos pero...
 
Si bien algunos especulan con la fusión del proyecto del Tempest con su equivalente franco-alemán, por ahora los que afirman lo contrario parecen tener más fundamentos para hacerlo. Si Gran Bretaña no encuentra una buena cantidad de socios financieramente fuertes es probable que este caza de sexta generación termine siendo un rotundo fracaso. Si los encuentra puede ser peor: una larga agonía de beneficios por demás dudosos.
 

GRAN BRETAÑA SUSPENDE EL DESARROLLO DE LAS FRAGATAS TYPE 31

24.07.2018 18:47
La razón oficial para la suspensión del programa de desarrollo y construcción de las fragatas de propositos generales Type 23 es la de la falta de competencia al momento de la presentación de las ofertas para dicho programa. En la práctica la mayoría de los analistas atribuye la cancelación momentánea al grave déficit financiero que padece la Defensa británica y del que dimos cuenta en numerosas oacasiones en nuestro portal. De hecho a las británicos nunca les molestó dar un contrato casi monopólico a una empresa o pequeño grupo de empresas. Sus leyes lo permiten.
 
En nuestro artículo del 18 de mayo de este año GRAN BRETAÑA SIGUE TOMANDO RIESGOS Y CONSTRUIRÁ EL SÉPTIMO SUBMARINO CLASE ASTUTE (geoestrategia.webnode.es/news/gran-bretana-sigue-tomando-riesgos-y-construira-el-septimo-submarino-clase-astute) afirmábamos : "Según la propia National Audit Office (Oficina Nacional de Auditoría) británica el plan de equipamiento para la Defensa de 10 años de Gran Bretaña es inasequible, con una brecha de financiamiento entre £ 4,9 mil millones y £ 20,8 mil millones, aunque ahora ya se habla de hasta £ 29,52 mil millones (unos 39.770 millones de dólares). Si bien somos de los que creen que un rojo discreto en un presupuesto de Defensa es un hecho aceptable, los británicos están jugando con fuego y lo hacen con una temeridad irresponsable."
 
Nuevamente las pruebas quedaron a la vista. 
 

OTRA VEZ FALLÓ EL SISTEMA DE PROPULSIÓN DE UN DESTRUCTOR TYPE 45 BRITÁNICO, HABÍA SIDO REPARADO RECIENTEMENTE.

17.07.2018 15:32
 
Transcurrieron menos de ocho meses desde que informábamos que el destructor Type 45 HMS Diamond debió abandonar un despliegue en el Golfo Pérsico que debería haber durado nueve meses, a sólo dos de haber permanecido en la región. Los problemas que en ese momento obligaron a tomar tal decisión fueron los que aquejan a todos los tipo 45, los de propulsión. El Diamond habría sido el primer destructor de su tipo en haber sido modificado - o al menos que habría recibido alguna mejora - para resolver el problema que se origina en la planta de poder de los buques antiaéreos británicos y al parecer ya esa primera corrección no habría funcionado como debería haber funcionado. El buque fue reparado nuevamente y estos días el problema se repitió: el HMS Diamond tuvo que volver a puerto "guiado" por tres remolcadores. Hay quienes intentan desmentir el hecho de la falla pero también hay testigos que afirman que al momento del "guiado" el sistema de propulsión de la nave estaban apagado, es decir habría fallado. Para el colmo la nave es, más precisamente era, la nave de guardia de la Royal Navy para eventualmente escoltar a algún buque ruso que navegara en aguas próximas al Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte.
 
Muchas veces decimos que la pesadilla defensiva británica recién empieza. He aquí las pruebas.
 
Artículo relacionado:
 

SURGEN DOS NUEVOS PROBLEMAS PARA LA DEFENSA BRITÁNICA

28.05.2018 15:16
Mientras los británicos reciclan la "noticia" de las pruebas exitosas del lanzamiento del nuevo sistema de defensa antiaérea Sea Ceptor y publican la novedad de las pruebas del nuevo misil Land Ceptor, hay otras dos cuestiones de la Defensa británica que pasaron algo más desapercibidas.
 
Se sabe que el Reino Unido planea desarrollar su propia estrategia militar espacial para no depender del sistema de posicionamiento satelital europeo Galileo después del Brexit. Después del revés sufrido en las negociaciones con la Unión Europea sobre el acceso al sistema Galileo, los británicos estudian variantes para desarrollar su propio sistema.
 
Durante años Gran Bretaña ha confiado en el GPS de los Estados Unidos de Norteamérica para sus datos militares. El problema es que con el surgimiento de tecnologías como el GPS spoofing y el GPS jamming que pueden interferir o alterar los datos satelitales, depender de un solo sistema resulta riesgoso.
 
Hay otra dificultad para los británicos, en especial para la Royal Navy, que también procede de Norteamérica. La Marina estadounidense quiere poner punto final a la producción de los misiles Tomahawk que también arman a los submarinos de ataque de la Marina Real británica.
 
En nuestro artículo: geoestrategia.webnode.es/news/a-pesar-de-lo-anunciado-no-hubo-disparos-de-misiles-tomahawk-desde-submarinos-britanicos-sobre-siria/ informábamos de la escases de estos misiles en el arsenal británico. Ahora, a pesar de las modernizaciones que se han llevado a cabo en dichos misiles, los mismos necesitan ser reemplazados con armamento más veloz y furtivo.
 
Si bien en Estados Unidos ya se están desarrollando dos nuevos misiles crucero, su entrada en servicio se prevé para los años 2025 y 2030 respectivamente. En la práctica la misma se podría demorar bastante.
 
Hay posibilidades de estirar la vida útil de los Tomahawk pero eso implicaría gastos muy elevados para mantener en servicio un misil que está en vías de convertirse en obsoleto. Con un tremendo rojo en sus finanzas para la defensa cualquier erogación adicional constituye un gran riesgo para el Reino Unido. En Londres parecen seguir apostando.
 
Artículo relacionado:
 

GRAN BRETAÑA SIGUE TOMANDO RIESGOS Y CONSTRUIRÁ EL SÉPTIMO SUBMARINO CLASE ASTUTE

18.05.2018 11:35
 
El Ministerio de Defensa de Gran Bretaña otorgará un contrato de £ 1,5bn (casi 2.021 millones de dólares) a BAE Systems para construir la séptima unidad de los submarinos clase Astute y hará una inversión adicional de £ 960m para continuar con los trabajos sobre la flota de cuatro submarinos Dreadnought de armamento nuclear. Se había llegado a pensar que el séptimo submarino Clase Astute sería cancelado por razones presupuestarias pero los británicos decidieron seguir adelante en una maniobra que volvió a encender las luces rojas por los riesgos financieros en que está inmersa la Defensa británica.
 
Según la propia National Audit Office (Oficina Nacional de Auditoría) británica el plan de equipamiento para la Defensa de 10 años de Gran Bretaña es inasequible, con una brecha de financiamiento entre £ 4,9 mil millones y £ 20,8 mil millones, aunque ahora ya se habla de hasta £ 29,52 mil millones (unos 39.770 millones de dólares). Si bien somos de los que creen que un rojo discreto en un presupuesto de Defensa es un hecho aceptable, los británicos están jugando con fuego y lo hacen con una temeridad irresponsable. No faltan quienes hablan de un potencial impacto sobre otros sectores de la economía del Reino Unido ni los que advierten que el plan podría terminar con sus objetivos sin alcanzar, con proyectos no terminados y literalmente con plata tirada.
 
Por lo pronto se hacen más fuertes las voces que hablan de una reducción de la capacidad de proyección anfibia de la Royal Navy. Nadie promete que no habrá reducciones en el número de Royal Marines y los buques de asalto anfibio. De hecho se habla de reformas en el segundo portaaviones Clase Queen Elizabeth con el fin de adaptarlo a "operaciones anfibias". Cabe aclarar que sólo se podrá aumentar las comodidades para el eventual transporte de soldados pero que la capacidad anfibia de la nave como tal se reduce a operaciones helitransportadas. Por otra parte las reformas significarán nuevos gastos; todo se vuelve un inexplicable círculo vicioso.
 
En el contexto descripto es difícil entender que los británicos quieran construir una nueva generación de SSBN. En lugar de hacerse fuertes buscando el apoyo de Europa y del la OTAN los británicos parecen querer aislarse cada vez más. Su punto de apoyo más fuerte son los Estados Unidos de Norteamérica que parecen ver en el Reino Unido más a un peón en el tablero de ajedrez mundial que a un socio estratégico. Como ya lo dijimos en diferentes ocasiones, la política de equipamiento para la defensa del Reino Unido responde más a las necesidades de su industria que las de su Defensa. Podemos entender el juego pero nadie puede negar los riesgos que eso conlleva. El resultado final es impredecible.
 

UNA FRAGATA BRITÁNICA ESCOLTÓ A OTRA RUSA A TRAVÉS DEL CANAL DE LA MANCHA EN MEDIO DE LA TENSIÓN POSTERIOR AL BOMBARDEO DE SIRIA

21.04.2018 13:11
 
La fragata tipo 23 HMS St Albans de la Marina Real británica escoltó a un buque de guerra ruso a través del Canal de la Mancha y el Estrecho de Dover. La nave escoltada fue la fragata rusa Yaroslav Mudry. Este tipo de misiones son algo habitual para los buques de la Royal Navy aunque últimamente solían recaer sobre naves de menor porte, a saber buques de protección pesquera y barreminas. Probablemente movidos por la tensión generada por el bombardeo estadounidense, francés y británico contra Siria, esta vez los mandos de la RN se han decidido por un buque de mayor porte y mucho mejor armado. 
 
La fragata Yaroslav Mudryy (727), pertenece a una clase integrada por dos naves. Se trata de una fragata antisubmarina de propósito general con algunas características que la dotan de cierta furtividad (diseño del casco de la nave y del puente de mando y sistema de lanzamiento de misiles en forma vertical). Además del armamento antisubmarino cuenta con misiles antibuques y antiaéreos; un cañón de 100 mm y 2 CIWS Kashtan. Como helicóptero de dotación lleva a bordo un Ka-27.
 
Recordemos que luego del muy anunciado y nunca llevado a cabo ataque de la Royal Navy contra Siria mediante lo que debió ser el disparo de misiles Tomahawk desde submarinos nucleares ingleses, diversos medios británicos comenzaron a publicar la versión, proveniente de fuentes - supuestamente militares - anónimas, de que naves y aeronaves rusas habrían impedido la llegada a la región del submarino HMS Astute de la Marina Real. En el caso de los submarinos se habló de uno o dos Clase Kilo y también se habló de dos fragatas y una aeronave antisubmarina. La versión luego fue reproducida por la prensa mundial, especialmente por los medios especializados, aunque en ningún momento se aportaron pruebas concretas del hecho.
 
Artículos relacionados:

SURGE OTRA HIPÓTESIS SOBRE LA AUSENCIA DE LA ROYAL NAVY EN EL ATAQUE A SIRIA

19.04.2018 07:22
 
Luego del muy anunciado y nunca llevado a cabo ataque de la Royal Navy contra Siria mediante lo que debió ser el disparo de misiles Tomahawk desde submarinos nucleares ingleses, diversos medios británicos comenzaron a publicar la versión - proveniente de fuentes anónimas - de que naves y aeronaves rusas habrían impedido la llegada a la región del submarino HMS Astute de la Marina Real. Desde un primer momento dijimos que eso era una versión que no se sustentaba con ninguna prueba.
 
Ayer el medio ruso Sputnik publicó otra hipótesis posible y se cuidó de que quedara claro que ambas versiones son sólo eso: hipótesis. Sputnik - que considera posibles ambos planteos - afirma que militares rusos manejan otra explicación plausible para al ausencia británica en el ataque: el complejo lanzamiento subacuático de misiles chocó con problemas técnicos y los británicos idearon la historia de la persecución rusa para que los inconvenientes técnicos no salieran a la luz.
 
No vamos a tomar partido por ninguna de las dos hipótesis, máxime cuando existen otras posibilidades que dejamos planteadas en nuestro artículo "A PESAR DE LO ANUNCIADO NO HUBO DISPAROS DE MISILES TOMAHAWK DESDE SUBMARINOS BRITÁNICOS SOBRE SIRIA" (geoestrategia.webnode.es/news/a-pesar-de-lo-anunciado-no-hubo-disparos-de-misiles-tomahawk-desde-submarinos-britanicos-sobre-siria/).
 
Algo es cierto: desde Londres se anunció con bombos y platillos que el Reino Unido participaría en el ataque a Siria disparando Tomahaks desde sus submarinos de ataque y ese hecho no se produjo. Lo demás - al menos por ahora - es especulación. 
 
1 | 2 | 3 | 4 | 5 >>